PTSD en niños – trastorno de estrés postraumático

31 marzo, 2017 | adm | SALUD

PTSD en niños - trastorno de estrés postraumático

El Trastorno de estrés postraumático o PTSD en niños es la consecuencia una situación traumática asociada con la violencia.

Cuando el blanco de la violencia afecta exclusivamente a los niños. ¿Qué hacer?

El porcentaje de PTSD en niños aumenta

Alrededor del 25% de los jóvenes declara haber tenido alguna situación traumática antes de los 16 años en Estados Unidos.

La violencia es una de las fuentes más frecuentes y graves de trauma. Esta puede aparecer de manera diferente en la vida de los jóvenes.

¿Qué causa el PTSD en niños?

El abuso físico, el abuso sexual, el asalto, la intimidación, la exposición a la violencia doméstica y de la comunidad.

Algunas estadísticas indican que la mayoría de los casos de violencia que sufren los niños ocurren en el hogar.

Depresión y ansiedad

La mayoría de los jóvenes superan las situaciones traumáticas a través de las respuestas de adaptación. Pero el trauma en forma de violencia puede desencadenar numerosas reacciones desadaptativas como los casos de ansiedad y depresión.

Se realizó un estudio coordinado por los profesores Iná Santos y Alicia Matijasevich (1), en Brasil. Este encontró una prevalencia de este trastorno de casi el 1% en niños alrededor de los seis años.

Es decir, incluso a esta edad tan joven, casi uno de cada 100 niños había experimentado algún trauma grave. También había desarrollado esta reacción patológica de PTSD en niños.

Los síntomas de estrés post-traumático

Los síntomas de la enfermedad incluyen memorias recurrentes y pesadillas intrusivas relacionadas con el trauma.

También presentan irritabilidad, hipervigilancia, caracterizada por un estado de aumento de la sensibilidad a cualquier amenaza.

Tienen una preocupación exagerada por cualquier peligro potencial, dificultades para dormir, baja concentración en las actividades y aislamiento emocional.

Los mecanismos que conducen al PTSD en niños

Todavía no se conocen a ciencia cierta los mecanismos que conducen a este trastorno. Se sabe que el riesgo de desarrollarla depende de la edad y el sexo del niño.

En particular influencian los aspectos de resiliencia (2) personal y familiar y los factores de protección de la comunidad. (La resiliencia es la capacidad que tiene una persona de recuperarse frente a la adversidad para seguir proyectándose en el futuro).

En situaciones difíciles, los traumas permiten el desarrollo de recursos que se encontraban latentes y que el individuo desconocía hasta el momento.

Estos factores interactúan con el tipo de trauma. La frecuencia y la gravedad determinan el grado de impacto en el cerebro en desarrollo.

Hoy en día, se sabe que la situación traumática desencadena una serie de respuestas físicas. Estas son respuestas hormonales e inflamatorias que son incluso más relevantes en la consolidación de los recuerdos traumáticos.

Los estudios longitudinales muestran el efecto de la exposición acumulativa a un traumatismo. Estas desregulan por completo los sistemas de respuesta al estrés biológico.

Estudios recientes muestran incluso otras consecuencias a la exposición al trauma repetitivo. Se constató la reducción de uno de los extremos de los cromosomas llamados telómeros. Los telómeros juegan un papel esencial en la división celular para la renovación de partes del cuerpo humano.

¿Qué hacer ante síntomas del PTSD en niños?

En situaciones de traumatismo agudo, por ejemplo, el papel de la familia es crucial.

Los estudios demuestran que el apoyo social y el funcionamiento de la familia son clave.

Los niños identifican a los padres como la fuente principal de apoyo después de este tipo de trauma. Inicialmente, siempre tenemos que asegurarnos de que el niño esté seguro, sin riesgo de trauma adicional.

Tratamientos
Numerosos estudios sugieren que existen modalidades psicoterapéuticas breves, como la terapia cognitivo conductual.

Se basa en la educación en el trauma para los padres y los jóvenes.

(2)

El desarrollo de habilidades de los padres para hacer frente a los traumas. La capacitación técnica de relajación y regulación de las respuestas emocionales. También en los cambios cognitivos de creencias desadaptativas.

Referencias externas:

(1) epidemio-ufpel.org.br

¿Qué te parece?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *